Los viajes de Ulises (II)

En el anterior post empezamos el recorrido que Ulises, héroe destacado de la mitología griega, tuvo que hacer para regresar a su hogar. Nos quedamos en la Isla de los Lotófagos, localizada, según los expertos en la materia, en Yerba o Gelvez, la isla más grande situada al norte de África. ¿Te atreves a continuar? ¡Cada vez nos quedan menos hombres!

Basándonos en el mapa del otro artículo y en lo que pone en la Odisea, Ulises continuó con su viaje y puso rumbo a la Isla de los Cíclopes sin saber que se estaba acercando a Sicilia. Otros estudios, sin embargo, sitúan este lugar en las Hespérides, que es el Norte de África unas veces y las Islas Canarias otras. En la Isla de los Cíclopes (esté donde esté), el gran Ulises muestra  su ingenio engañando a Polifemo: le emborracha y le dice que se llama “Nadie”, de esta manera, cuando lo hiere, el cíclope brama que “nadie le ha herido” y sus hermanos se lo toman a broma permitiendo así que el héroe y sus hombres escapen de nuevo al barco.

Los viajes de Ulises (II) - ulises1

Desde la Isla de los Cíclopes se va a la Isla de Eolo. Esta isla también tiene una correspondencia física cerca de Sicilia. Pertenece al archipiélago volcánico en el mar Tirreno. Allí, el dios del viento que da nombre a la isla, Eolo, le presta al héroe su ayuda confinando unos poderosos vientos en una bolsa de piel. Sus camaradas, pensando que les estaba ocultando un tesoro de impresionante valor, destaparon la bolsa soltando los vientos cuando estaban apenas al lado de su anhelada isla.

Los viajes de Ulises (II) - ulises2

Desde cerca de Ítaca e impulsado por los vientos del oeste, Ulises y su tripulación llegan a la isla de los Lestrigones. Allí se encuentra con unos gigantes antropófagos que devoran a unos cuantos de sus hombres. Huyen lo más rápido que pueden y dan a parar al palacio de la hechicera Circe. Este palacio podría situarse en las Islas Pontinas. Mussolini se retiró allí durante algún tiempo de la Segunda Guerra Mundial. Regresando a nuestro relato, Circe convierte en animales a los hombres de Ulises. Con él no puede porque el héroe es prevenido por Hermes, que le invita a tomar hierba moly para que los hechizos de la bruja no puedan hacer efecto. Ulises consigue convencer a Circe de que devuelva la forma humana a sus hombres y los deje marchar. La diosa, reticente, lo hace y ayuda al héroe proporcionándole consejos de gran valía.

Los viajes de Ulises (II) - ulises4
A: isla de Lestrigones. B: Isla de Circe

El siguiente destino será las Islas de las Sirenas, pero eso lo veremos en el próximo artículo.

Post Comment