Isla de Navidad: el viaje del cangrejo rojo

Isla de Navidad: el viaje del cangrejo rojo - Christmas_island-300x169La isla de Navidad o Christmas Island es un lugar donde cada año ocurre un suceso excepcional: la migración del cangrejo rojo.

Está situada en el océano Índico, en territorio australiano y tiene una superficie de 135 kilómetros cuadrados. Su nombre se lo dio el capitán británico William Mynors, cuando arribó en la isla un 25 de diciembre de mediados del siglo XVII.

Navidad es la cumbre emergida de una gran montaña submarina de 4.500 metros, que cuenta con un gran área de selva o bosque tropical. No estuvo poblada hasta finales del siglo XIX, lo que posibilitó el desarrollo de especies autóctonas sin interposición del ser humano.

Isla de Navidad: el viaje del cangrejo rojo - Cangrejos-en-la-selva-300x163Es el caso del cangrejo rojo (Gecarcoidea natalis), único en el mundo, un crustáceo de gran tamaño que habita durante gran parte del año en la zona selvática de la isla.

Allí viven protegidos del calor, en pequeñas madrigueras cavadas en la tierra, donde se alimentan de hojas, flores, pequeños frutos caídos a la tierra y cadáveres de todo tipo de animales. Son unos simpáticos carroñeros necesarios para el ecosistema de la isla.

Isla de Navidad: el viaje del cangrejo rojo - Migracion-cangrejo-rojo1-300x194Pero durante los meses de lluvias, de octubre a diciembre se produce un fenómeno singular: los más de 120 millones de cangrejos se desplazan desde los bosques hasta las playas de la isla para aparearse junto al mar.

Isla de Navidad: el viaje del cangrejo rojo - Cangrejos-casa-225x300Riadas de estos crustáceos recorren una distancia de casi 50 kilómetros, en la que tienen que salvar todo tipo de obstáculos, muchos de ellos impuestos desde la irrupción del ser humano: viviendas, jardines, escuelas, carreteras, algunas de las cuales se cortan para evitar su masacre.

Isla de Navidad: el viaje del cangrejo rojo - Crias-cangrejo-300x200Una vez allí, las parejas se aparean y los machos excavan sus nuevas madrigueras antes de regresar a la selva, mientras las hembras, ponen sus huevas y las incuban durante 15 días.  Cuando con el cambio lunar sube la marea, las huevas son liberadas en el mar, donde vivirán como larvas antes de regresar a tierra para dirigirse a su nuevo hogar en la selva.

Post Comment